Taller de Acroyoga Integral
Centro Mahashakti | 17-04-2017 | Visitas: 67

Es bello compartir, sobre todo si se hace de corazón y a plena consciencia, eso es lo que nos proporciona el Acroyoga integral”

En éste se fusionan el yoga, las acrobacias y las artes terapéuticas, pero es mucho más que la unión de estas disciplinas: es el contacto profundo con la otra persona, la confianza en nosotras mismas y en nuestras compañeras, es el cuidar y dejarse cuidar, es sostener y dejarse sostener, es jugar a volar… es: la unión entre 3 personas, donde la respiración propia se acopla con las demás hasta ser una sola.

 

 

Pero cada palabra bella que use para su definición, no es comparable con la experiencia que nos puede aportar tan mágica disciplina.

Durante la práctica podemos adoptar tres roles diferentes, que al practicarlos, aprendemos y desarrollamos sus diferentes aptitudes y habilidades:

        -La base: que es la persona que sujeta, sobre la que nos apoyamos, quien suele guiar y llevar el peso (a nivel físico e interno). El/la volador/a ha de confiar en él.

Es quien tiene más puntos de contacto con el suelo, casi siempre su espalda y desde ahí “eleva” a la persona que es voladora.

         -La voladora: persona que será elevada, sujetada y soportada por la base.

Ya en el aire ayudada por la base y la fuerza de la gravedad realiza posturas conscientes. El equilibrio interno y externo además de la confianza en otras personas, es un trabajo que se desarrolla desde este rol.

         -El cuidador/a: persona que cuida de los otros dos y que se encarga de que todos estén seguros y como su propio nombre indica: cuida. Además, es el ojo que todo lo ve y puede aportar sugerencias.

Los elementos fundamentales del acroyoga integral son: